rehabilitacion-vascular2Cuando las personas han padecido de enfermedades vasculares, su calidad de vida se ve afectada debido a la gran dificultad y/o impedimento en la realización de las diferentes actividades de su vida diaria o básicas cotidianas, como consecuencia de la alteración en la cinética corporal originada por estas patologías, situación que limita en las diferentes áreas de desempeño a nivel social, laboral y familiar.

Como complemento a la labor del Cirujano Vascular periférico, la Clínica Vascular de Bogotá presta a sus pacientes el servicio de Rehabilitación Vascular Periférica, la cual es una opción que permite al paciente recuperar las funciones vitales de sus venas y arterias, proporciona bienestar, mejorar su funcionalidad y ayuda a disminuir los periodos de incapacidad laboral.

Consiste en maniobras fisioterapéuticas y actividades con el objetivo de modificar los factores de riesgo y en caso de una patología, recuperar las funciones vitales.

Es recomendado para los pacientes a quienes se les ha realizado una cirugía. En general, son programas dirigidos en la prevención y tratamiento de eventos circulatorios de las patologías arteriales, venosas y linfáticas.

Algunas de las patologías más importantes para las cuales es importante este servicio son:

  • Síndrome post-trombótico.
  • Síndrome post-flebítico.
  • Insuficiencia venosa crónica.
  • Prequirúrgico y posquirúrgico.
  • Lipodermatoesclerosis.

Beneficios

  • Disminuir la sintomatología (dolor, calambres, parestesias, cansancio, pesadez) en brazos y piernas.
  • Absorción del edema y disminución de la inflamación.
  • Mejoramiento las condiciones de la piel (color, pigmentación e hidratación).
  • Pronta recuperación de las cirugías vasculares.
  • Recuperación de los patrones musculares de contracción y flexibilidad.
  • Aumento en la movilidad de las articulaciones.
  • Progreso en la funcionalidad del paciente en las actividades de la vida diaria.
  • Disminución del linfedema y Prevención de complicaciones.
Drenaje Linfático Manual

Es una técnica que se realiza con las manos a través de movimientos muy suaves, lentos y repetitivos que favorecen la circulación de la linfa, mejorando así cuadros edematosos, inflamaciones y retenciones de líquidos orgánicos. El sistema linfático colabora estrechamente con el sistema inmunológico, por lo que el drenaje linfático manual mejora de manera general el estado de salud y ejerce un papel muy beneficioso en el sistema nervioso, además de tratar específicamente distintas afecciones. Así el drenaje linfático manual es otra forma de  reforzar el sistema inmunológico.

El papel de la linfa es transportar el líquido sobrante, que contiene sustancias de deshecho, hasta el sistema circulatorio, hasta la sangre, para que el organismo pueda desprenderse de esos deshechos. Los edemas o retenciones se producen cuando el sistema linfático no es capaz de depurar esas zonas, es decir, cuando los líquidos y sustancias se estancan.

Rehabilitación Venosa

Serie de métodos y maniobras terapéuticas destinadas a mejorar el retorno venoso , eliminar el liquido atrapado en el espacio intersticial y mejorar el funcionamiento del sistema linfático. Su objetivo principal es mejorar la calidad de vida del paciente al proporcionar una mejoría de los síntomas y signos propios (edemas, dolor en las piernas, sensación de cansancio, pesadez, hormigueo, calambres, etc.) propios de estas patologías.

Rehabilitación Arterial